Discurso Persuasivo Sobre La Tristeza

Guía básica para trenzar pasos a seguir Filosofia de la familia en inglés

Como muestra la práctica internacional, más eficaz desde el punto de vista de la integridad de las cargas es su transportación en los contenedores especiales. En relación a esto por las últimas dos décadas la transportación en los contenedores ha recibido la difusión más ancha a de comercio exterior, así como en los transportes de mercancías interiores.

Si el contenedor es estropeado, pero el daño no ha llevado a su pérdida completa, la dimensión de la recompensa de seguros no debe superar el coste razonable de su reparación. Si había una pérdida ulterior completa del contenedor estropeado, que reparación no era hecha antes de su pérdida, el asegurador responde sólo por completo, la pérdida del contenedor y no debe pagar sumas cualesquiera por la reparación que no tenía lugar, por lo menos estas sumas y eran confirmadas antes.

La transmisión de los derechos o el interés por la póliza o la transmisión de las sumas que están sujetas la paga por las condiciones de la seguridad, no puede realizarse y confesar por el asegurador sin fechado y firmado por el asegurado o su representante del aviso correspondiente sobre tales transmisiones y el endoso sobre la póliza antes del pago de la pérdida o el regreso del premio de seguros.

A la seguridad al vuelo la responsabilidad del asegurador (si no es calumniado otro) comienza del momento de la devolución o el levantamiento del ancla en el puerto de la salida y se acaba en el momento de o el planteamiento al ancla en el puerto del destino.

Las pérdidas de la avería general se distribuyen entre el barco, la carga y el flete en proporción a su coste. Cada uno los aseguradores de la carga, el barco o el flete respectivamente compensa es incondicional la parte, que cae a él, de las pérdidas.

A la entrega de la carga cada observación a propósito de su estado no satisfactorio o la cantidad inadecuada, dirigido el transportista, debe ser hecha por el consignatorio por escrito no más tarde que en 7 días desde el día de la aceptación de la carga. En caso contrario la carga de la culpa del transportista estará sobre el consignatorio (o, respectivamente sobre la compañía de seguros), y la culpa del transportista no será.

Todas las pérdidas que no caen bajo la definición de la avería general, se refieren a las pérdidas por la avería privada. Estas pérdidas son llevadas por el propietario de aquella propiedad, a que han caído, o el que por su causalidad.

La pretensión debe ser examinada por el transportista durante 30 días. El plazo de la prescripción de demanda comienza al día siguiente después de la recepción por el expedidor de mercancías o el consignatorio de la respuesta sobre la renuncia o sobre la satisfacción parcial de la pretensión, y en caso de la no recepción de la respuesta – en 45 días después de la recepción de la pretensión por el transportista.

La presencia de la avería general está determinada, que distribuyen también vinculado con ella, los gastos. El cálculo por la distribución de la avería general se llama y se compone por la declaración de las partes interesadas.

Las relaciones recíprocas de las partes a la llegada del evento en seguro son regulares a cualquier tipo de la seguridad. La distinción consiste sólo en la necesidad de la ejecución serie de los trámites y la concesión de los documentos distintos por el carácter para confirmar la presencia del evento en seguro.

El asegurador no lleva la responsabilidad por el desgaste natural o el empeoramiento de la calidad gradual de los contenedores, también por su pérdida, los daños y los gastos posibles llamados por la demora del vuelo o las propiedades naturales del objeto de la seguridad.

Los transportes containerizados se hacían el tipo independiente del transporte de mercancías y en la actualidad son ampliamente abastecidos de la posibilidad de la transportación continua consecutiva por los medios de transporte de mar, ferroviarios y automovilísticos.

El asegurador tiene la responsabilidad, como regla, de las pérdidas solamente dentro de los límites de la suma de seguros. Sin embargo las pérdidas de la avería general son compensadas hasta cuando la suma total de las pagas puede superar la suma de seguros.